martes, 11 de noviembre de 2008

EL DESEO DE MORIR DIGNAMENTE

Hannah Jones es una adolescente inglesa de 13 años de edad que fue diagnosticada a los 4 años de una leucemia. Al año siguiente debido al tratamiento con quimioterapia sufrió una miocardiopatia.

Desde entonces Hannah ha luchado de modo ejemplar contra su enfermedad sometiendose a los distintos tratamientos que los médicos le han administrado, habiendo sido intervenida en numerosas ocasiones por los problemas que su corazón le causaba.No ha tenido una infancia "normal",pues siempre estuvo de hospital en hospital.

Estos tratamientos sólo han conseguido alargar temporalmente la vida de Hannah,pues han deteriorado su corazón hasta tal punto que precisa un trasplante si quiere seguir viviendo.

Así se lo hicieron saber los médicos,pero Hannah ha dicho basta. No quiere someterse a ningún trasplante,que por otra parte podría no ser exitoso. Además la medicación que necesitaría para evitar un posible rechazo del órgano recibido podría hacer que reaparecezcan las complicaciones relacionadas con la leucemia.

Hannah sólo quiere volver a su casa y morir dignamente rodeada de sus hermanos Oliver (11 años), Lucy (10 años) y Phoebe (4 años). En casa, Hannah podría recibir los cuidados de su madre, Kirsty, enfermera experta en cuidados intensivos.

Los médicos dieron parte a las autoridades británicas de la negativa familiar a la intervención e incluso estuvieron a punto de retirarle la custodia a los padres de la niña. Pero, cuando las autoridades de protección infantil hablaron personalmente con Hannah decidieron cerrar el caso.

No se trata de un capricho de una adolescente, es una niña bastante madura para su edad por todo lo que ha tenido que pasar en su corta vida y no quiere sufrir más,sobre todo sin tener una esperanza clara de vida.

Por eso ha dicho basta,quiere tener la libertad de elegir una muerte digna como ha sido su comportamiento en vida y estar en casa junto a los suyos hasta que su pequeño y cansado corazón deje de latir.

Creo que es una actitud muy madura y que ha pesar de ser una menor tiene todo el derecho para poder elegir. No se trata de un caso de eutanasia,la niña sólo ha rechazado un tratamiento que no le asegura una vida más larga ni una mejora en la calidad de la misma.

16 comentarios:

Lourdes dijo...

Pues es que, para tener sólo 13 años, sí que es madura la niña, sí.

Eso suele pasar cuando la vida que se ha tenido no ha sido todo lo normal que debiera. Y claro, se acelera hasta la mentalidad y el carácter.

A mí tampoco me parece que sea eutanasia, si no más bien un poco de sentido común. Porque si la niña quiere estar con los suyos, y lo que le quede de vida, pasarlo con ellos, pues sí que deberían tener un poco de consideración con ese deseo.

Muy interesante el post, Juancar. Y sobretodo, para reflexionar sobre ellos.

Besos.

mar dijo...

Estos casos me hacen pensar mucho, por desgracia he pasado por muchisimos problemas de salud y he estado en momentos criticos varias veces, me tuvieron que dar el alta sabiendo que en pocos días volvería a ingresar porque ya no avanzaba en el hospital creo que se llama hospitalitis, no podía comer, ni hacer nada me embargaba la tristeza, en casa no sabían como podía responder pero no tiene nada que ver tienes el cariño de tu gente de tu familia y tus amigos y luchas con otra fuerza, nadie imaginaba ni mi cirujano que podría llegar a tener una recuperación como la que tengo, pero creo que es la fuerza que te da el amor y el cariño.

Yo estoy de acuerdo con la nena y quien sabe si el cariño y el amor de los suyos no obrarán un milagro, no lo considero eutanasia, simplemente querer una muerte digna.

¡Pobrecita todo lo que ha tenido que sufrir con tan corta edad!, ojalá la dejen vivir o morir pero en paz.

Gracias por hacernos reflexionar sobre estos temas, besitos.

Juancar dijo...

Hola LOURDES!! Pues si la vida dificil hace que se madure más rápido y que se pase por la vida casí sin disfrutar de la inocencia de la infancia.

En efecto,se trata de sentido comun, a veces por desgracia el menos común de los sentidos.

Un beso y gracias.

Juancar dijo...

Hola MAR!! En primer lugar espero que ya estes bien del todo y en segundo pues que nadie mejor que tú por tu propia experiencia sabe lo que pasará por la cabeza de la niña en estos difíciles momentos.

Un beos y gracias por tu visita.

Adrisol dijo...

que tema has tocado hoy!!!!!!
siempre pienso que sí me tocara a mí, creo que haría lo mismo que esa niña, quisiera morir en mi casa, rodeada de mis seres queridos y no sola en una terapia intensiva.
muy valiente por ser tan jovencita.............
un abrazo juancar y felicitaciones por los temas profundos que siempre tocas........

Merce dijo...

Yo tampoco lo veo un caso de eutanasia. Y creo que está en todo su derecho y que el tribunal ha actuado sabiamente.
Besos

Norma dijo...

que duro lo que ella a pasado y sigue pasando realmente me duele el corazon porque tengo hijos y no desearia este dolro tan grande su desicion es fuerte pero sincera ella necesita mas de sus sers queridos ella necesita vivir lo que le queda digna mente es una desicion muy dificil y eso ella veo que lo asumio con mucha madurez
dios la acompañe a ella y a su familia . gracais juancar por esta reflexion que nos hace pensar mucho
besitos

Esther dijo...

Pobrecita desde tan niña luchando contra la muerte cuando su cuerpecito tenía que haber estado lleno de vitalidad..

Muy cansada de luchar debe estar para pensar ya así.Lo malo es que sufra mucho en la espera hacia la muerte,espero que se la hagan lo más llevadera posible..

besitos

Juancar dijo...

Hola ADRISOL!!En efecto se trata de una joven muy madura,pero no olvides que fue la vida la que la hizo madurara así.

Un beso

Juancar dijo...

Hola MERCE! Pues si en esta ocasión hay que felicitar a la justicia que por lo menos se ha dignado a hacer valer la opinión de la más interesada.

Un beso trasnochadora.

Esteban dijo...

Juancar:
Yo tambien había pensado esta noticia para mi blog y ahora me alegro de no haberlo hecho porque la has tratado con gran dignidad.
Yo no estoy tan seguro de que a los 13 años se tenga suficiente madurez para decidir sobre la vida y la muerte. Puede estar influenciada por muchas cosas (todos sabemos lo que es la preadolescencia y las bobadas que se hacen). De hecho, si dejaras a una de estas niñas decidir, seguro que se quedaba embarazada del primero actorzuelo de serie B que le pasara cerca.
En fin que el tema tiene tela y no me atrevo a decidir
Un abrazo,
Esteban

Juancar dijo...

NORMA,realmente se trata de una decisión muy difícil,pero creo que eso no se decide alegremente y si asi lo ha hecho sera por toda su experiencia,practicamente enferma toda su vida,y sin garantizarle exito.

Un besito desde España

Juancar dijo...

Muy cansada estara sin duda,Esther,sobre todo cansada d eir de centro hospitalario a otro y con problemas de salud que le impiden llevar una vida normal y hacer lo que hace una niña de su edad: jugar,ir a colegio y estar con la familia.

Un besito.

PD: Voy a leer tu historia que hoy no he tenido tiempo todavía y me tienes en ascuas.

Juancar dijo...

Hola ESTEBAN!! Gracias por los halagos.

Yo creo que en ocasiones la edad no importa,sino la madurez que tenga cada persona. Hay jovenes que con 20 años son unos crios y niños de 16 que son hombrecitos.

Esta niña,y lo digo desde la lejania y sin conocimiento de causa, debe haber madurado muy rápido por todo lo que le ha pasado y quizás si este en condiciones de tener una opinión sobre su vida.

De todos modos,no hay que negar que se trata d eun tema complejo.

Un saludo.

Carmen dijo...

Claramente no es un caso de eutanasia.
Y no sé que haría en un caso como éste, la verdad es que hay que ser muy fuerte y valiente para tomar una decisión así.

Le deseo lo mejor.

Besos!

Juancar dijo...

Me alegra Carmen que esteis todos de acuerdo conmigo.

Evidentemente todos le deseamos lo mejor.

Un beso

 
Copyright 2009 A LA LUNA DE VALENCIA. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan