lunes, 17 de agosto de 2009

ÓSCAR PÉREZ,COLGANDO EN TUS MANOS

El rescate de Óscar Pérez, el montañero oscense que se encuentra a 6.300 metros de altitud en el Latok II ,con diversas fracturas consecuencia de sufrir una caída hace más de diez días después de hollar la cima y permanecer desde entonces en una repisa de una arista de esta pared prácticamente vertical , ha sido suspendido definitivamente debido al mal tiempo.

Los tres grupos que participaban en las labores de rescate han decidido suspenderlo,debido a las malas condiciones climatológicas que impide continuar con la labor; las dificultades técnicas de la ruta; las pocas posibilidades de encontrar al montañero con vida y, sobre todo, por el riesgo para la seguridad de los porteadores de altura y de los escaladores.

Parece mentira que hoy día con todos lo avances técnicos,existan todavía lugares totalmente inaccesibles para el hombre. De echo los helicopteros no podían acceder al montañista español y la única vía de rescate era volver sus compañeros a subir sobre sus propios pasos.

Supongo que debe ser una decisión difícil para sus compañeros y amigos, el saber que lo tienen ahí, tan cerca y a la vez tan lejos, y que no pueden acceder a él, y que será la montaña que tanto le dio la que se lo quede para siempre.

Natural de la localidad oscense de Tramacastilla de Tena, la pasión de Óscar por el alpinismo surgió pronto al abrigo de los Pirineos. A sus 32 años estaba considerado como uno de los mayores expertos en escalada en pared en España y, en compañía de su inseparable Álvaro Novellón, había abierto vías de gran dificultad en Pakistán, la India, la Patagonia y diversos lugares de Europa.

Óscar Pérez nunca volverá a su pueblo natal,la montaña así lo ha querido,quedará para siempre colgando en las manos del Latok II, a más de seis mil metros de altura, eso si más cerca del cielo que cualquiera de los mortales. Descanse en paz.

6 comentarios:

Lourdes dijo...

Vaya, no me había enterado de esta noticia. Sabía lo del muchacho que estaba en la montaña esperando a que fuesen a buscarlo, pero no sabía que ya no había nada que hacer.
Pues da pena, sí.

Besos, Juancar!

Luna dijo...

Buenos dias.
La vida es asi de cruel muchas veces.
No solo para la familia que lo perdio por su fallecimiento, si no por los amigos que tuvieron que tomar esa terrible decision, dejarlo en la montaña, el lugar que el mas queria.
Doloroso para todos. El descansa en su montaña de su alma.
Conocia la noticia y me parecio de las que duelen al leerla.
Besos
Rosa

Vane dijo...

Madre mía, debe de ser una decisión terrible esa de abandonar a tu compañero, se deben de dar unas condiciones extremas para que tengas que hacerlo.
Descanse en paz.
Besos

Juancar dijo...

Lourdes Lou, tu como siempre estas en el mundo pa que halla de todo,mira que no enterarte ;)
Te perdono que era tu primer día d e trabajo,je,je

Un beso

Luna Durísimo dejarlo por imposible,supongo que hay que estar en su piel para poder saber lo que se siente en estas circunstancias.

Un beso Rosa

Vane Te digo lo mismo que a Luna.

Un beso

Anónimo dijo...

Su cuerpo está donde su espítiru estaba, en el Latok II, en las montañas!
Una de sus frases: "Que nadie se arriesgue por mí" lo dice todo.
Con todo y eso, se ha intentado su rescate, pero cuando se despidió de Novellón ya le dijo, "se que tardaré 10 ó 12 días en volver a verte".
No ha podido ser; la montaña ha ganado el pulso. Pero quien recuerde el nombre Latok II siempre recordará que Oscar Pérez está allí!
Descanse en paz un espítiru que únicamente tenía paz en las alturas, donde el cielo es limpio.

Pharpe dijo...

Una lástima, pero ya aún yendo cuando tenían previsto las esperanzas de encontrarlo con vida eran muy pocas.

Ayer pensaba que bueno, era un alivio que no tuviera comunicación con radio, pero a lo mejor saber que no podía ser le haría morir tranquilo o quizás no, es complicado y duro.

Saludos

 
Copyright 2009 A LA LUNA DE VALENCIA. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan