miércoles, 27 de octubre de 2010

Muere un bebé que nació en casa por deseo de los padres, ¿puede considerarse delito?

Un bebé falleció el pasado lunes en el Hospital San Pedro de Alcántara, de Cáceres, después de haber nacido en el domicilio familiar horas antes por deseo de los padres, que habían sido asistidos por una matrona.

La Consejería de Sanidad de la Junta de Extremadura sólo confirma el fallecimiento del bebé, y no se entra a valorar la actitud de los padres, ya que se entiende que es una decisión personal.

Por su parte, el fiscal superior de Extremadura, Aurelio Blanco, ha precisado que "si uno decide que va a tener un hijo en su casa, tiene que asumir también los riesgos que puedan surgir después en el caso de que algo vaya mal o que haya alguna complicación en el parto. Cada uno es libre de tomar sus propias decisiones, pero también tienen que valorar los riesgos que puedan tener" y ha puesto el ejemplo de alguien que decide libremente conducir a una velocidad superior a la permitida.

Odiosa comparación. Es evidente que uno es libre de circular a la velocidad que quiera, pero es un delito hacerlo a más de la permitida y si te pillan te sancionan. De hecho supone retirada de puntos y multa económica.

Se supone la fiscalía debe proteger a todos los ciudadanos y más si cabe de los menores. En pleno siglo XXI es un atropello el dar a luz en un domicilio, por lo que se trata de una atención inadecuada al bebé que va a nacer.

Actualmente no solo son considerados malos tratos los físicos sino también todo aquello que pueda originar un perjuicio al menor como no darle la medicación que le pauta el médico, no acudir a las revisiones de salud,…por lo tanto el dar a luz en el domicilio también debe serlo.

Creo que el fiscal ha metido el remo hasta el fondo. Por ejemplo, cuando un niño enfermo requiere ingreso hospitalario aunque los padres no quieran hacerlo la ley obliga a dar parte al juez de guardia que ordena el ingreso del niño siempre que exista un peligro para la salud del menor.

Estamos en lo de siempre, la libertad mal entendida. En una democracia se tienen muchas libertades, pero uno no es libre de poder hacer todo lo que le venga en gana, la libertad de uno acaba donde comienza la de los demás. Y en este caso se ha vulnerado la libertad del bebé a nacer en un sitio que reuna las condiciones mínimas necesarias para proteger su integridad.

8 comentarios:

Mónica dijo...

Como se nota que eres pediatra!!!! Estoy contigo,pero sólo en parte!!!!No tenemos las madres derecho a tener un parto asistido por una matrona(que en mi caso fue todo el personal sanitario que estuvo conmigo),pero en un ambiente más relajado y menos agresivo??? Yo parí en un hospital,por decisión propia, pero creo que quién decida lo contrario está en su derecho. Es muyyy mala suerte lo que ha pasado!!!! Un beso Juancar

Vane dijo...

Estoy con Moni, quizás sería bueno que los hospitales diesen otro tratamiento a los partos....un poco menos....."frío".
Yo no lo haría Juancar, soy demasiado miedica.....pero solo por el miedo de que ocurriese algo como esto. casi nadie piensa que les vaya a suceder a ellos....es como todo, hasta que pasa....

Lourdes dijo...

Yo tb creo que ha sido mala suerte. Y nunca lo llamaría delito.
Tb creo que si unos padres quieren tener a su hijo en casa, ¿por qué no? Al fin y al cabo tenían una matrona que les asistiera. Tampoco estaban ellos solos.
Y de hecho, tener el hijo en un hospital no es garantía de que no vaya a haber problemas y de que no muera el crío.
Que se lo digan a mi madre!


Un beso.

Titajú dijo...

Mi ginecólogo decía que todo el mundo piensa que un nacimiento es un acto social, pero es un acto médico.
Si Claudia llega a nacer en casa, yo habría muerto desangrada por aquella maldita hemorragia que tanto les costó localizar.
si Raquel llega a nacer en casa, habríamos muerto las dos (placenta previa total y centrada).
Prefiero el hospital. Puede ser aséptico, frío y agresivo, pero es seguro.

Vane dijo...

Yo creo que los padres tienen derecho a elegir donde tener a sus hijos y no por ello se debería de considerar delito, además contaban con la ayuda de una matrona. Así que ya es mala suerte que el pobre niño haya muerto.
Besines

Juancar dijo...

Lo siento,pero discrepo ,escepto del ginecologo de Titajú: el parto es un acto médico no social, y aún hay papas que entran al paritorio con cámara de vídeo y luego si hay algún problema...

Problemas en el parto son más frecuentes de lo que parece,lo que ocurre es que son causas banales que se solucionan facilmente en un medio hospitalario y con los profesionales adecuados.

El descenso de la mortalidad en el parto, tanto madre como hijo, se debe en parte a que el parto ha dejado de realizarse en el domicilio y s e hace en hospital. Y si es público mejor todavía, pues muchos privados no disponen de UCI neonatal y si hay algún problema no hay profesionales adecuados para tratar al bebe y se acaba trasladandolo a otro centro.

Besos!!!

El dinosaurio dijo...

El parto en el hospital es accesible para todos (al menos todavía), y por tanto si ha muerto creo que los responsables son sus padres. Triste notícia.

Anónimo dijo...

Siento decir, que el parto es un acto PERSONAL DE LA MUJER EMBARAZADA, ni médico, ni social, ni familiar, ni nada, la mujer decide pues donde parir y cómo parir.

Desde el punto de vista médico, como R2 de Medicina Interna, decir que se tiende hoy en día a recomendar si no hay complicaciones (que el 95% son detectables previamente, es decir que se conocen con bastante antelación al parto), la mujer para en casa, y los resultados de algunos estudios ya publicados son satisfactorios, es decir que a nivel de seguridad para madre y niño no hay ninguna diferencia. También otra tendencia de algunos hospitales es a remodelar los paritorios, convirtiéndolos en auténticas viviendas con sus muebles y todo, que la madre podrá conocer con antelación y donde podrá parir "como en casa" pero estando en un entorno hospitalario, esto sería lo recomendable, no para ese 5% (1% según algunos estudios) de complicaciones no detectadas, sino para los casos de complicaciones que a priori cabría la posibilidad de resolverse sin mayor problema vía natural.

 
Copyright 2009 A LA LUNA DE VALENCIA. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan