domingo, 4 de septiembre de 2011

Síndrome pre-postvacacional

He comentado en más de una ocasión lo absurdo que me parece el síndrome postvacacional. Se trata de un invento de la sociedad actual, más de lo quejicas en que nos hemos convertido las personas y de la necesidad de contar algo por parte de los medios de comunicación, que de los propios profesionales de la medicina.

Pero no es de este síndrome lo que os quiero comentar. Es algo que me ocurre a mi cuando se están acabando mis vacaciones y creo que no soy al único

Entonces sí que te deprimes…y de verdad! Piensas que como faltan dos, tres días o los que sean para volver a la olvidada rutina del trabajo vas a aprovechar el tiempo al máximo. Miras atrás y ves lo rápido que ha pasado todo el periodo vacacional, crees que deberías haber hecho algo más que quizás decidiste dejar para el año próximo. Pero el tiempo pasa inexorable y no hay vuelta atrás. Entonces reivindicas tu pensamiento inicial de aprovechar los escasos días que faltan a tope

Y… ¿Qué hacer? Descansar. Es lo mejor. No pegar palo al agua. Levantarse tarde, tirarse a la bartola al sol, bañarse, comer, dormir y poco más. Pero… -¿cómo vas a desaprovechar los últimos instantes de vacaciones sin hacer nada? -te preguntas. Aunque era eso lo que deseabas. Si, claro…pero… te levantas tarde y pierdes medio día, y luego todo el día perreando de aquí para allá, ¡vaya forma de vivir!

Mejor madrugar y disfrutar del día. Ponerlo todo en orden para que al comenzar a trabajar estés más relajado. Te levantas temprano, te pones a pintar esa habitación que habías dejado para otro momento, ordenas la casa, arreglas esa lámpara que hacía más de un año no funcionaba y… se acabó el día. Pues, ¡vaya coñazo! ,te pasas el día trabajando, y con lo poco que te queda de vacaciones…

En fin que llegados estos días no hay que agobiarse por lo que falta e intentar disfrutar cada día como si fuera uno más, sin pensar en nada más, pues si no os pasará que entonces sí que os deprimiréis y tendréis lo que yo llamo síndrome pre-postvacacional

4 comentarios:

Lourdes dijo...

Vamos, es lo que yo digo siempre... Lo ideal es no irse de vacaciones para luego no tener que volver de ellas. He dicho.
:)
jajajaaja


Besos, Juancar!!

Senovilla dijo...

Has relatado todo lo que he hecho en las vacaciones ;-)) así que por eso no me enteré de la vuelta al trabajo.

Vane dijo...

te entiendo perfectamente, de pronto te entra como un agobio pensando en lo poco que te queda y todo lo que querías haber hecho y quieres hacerlo todo de golpe y claro... no se puede! ajjajaj
Besines

Silvia dijo...

QUé tal? Qué ilusión me ha hecho ver que sigues ahí....que no te has ido... Vuelvo para quedarme

 
Copyright 2009 A LA LUNA DE VALENCIA. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan